kioto

Cuando la Tierra te arrulla

Tras una enfermedad complicada viajé a Japón en no muy buen estado de forma. Después de un día en Kioto subiendo todas las cuestas posibles para visitar los templos del este de la ciudad decidí ir a Ginkaku-ji en autobús porque no podía más. Allí sucedió algo que jamás pude sospechar. Sin motivo aparente todo el cansancio desapareció y sólo sentía una paz y un bienestar que se generaba en aquel lugar. Desde entonces en cada sitio en el que estuve me dediqué a escuchar la energía del entorno. La hecho de menos #InspiraJapón

Por: Isa

Dónde: Ginkaku-ji, Kioto