jap

Jorge Arranz, autor de “Otro Japón”: “En Japón permanece el legado cultural que se manifiesta en la privacidad de las vivienda, en los rituales y, sobre todo, su actitud ante la vida, ante el trabajo y la sociedad”.

Tras la reciente publicación de “Otro Japón” de la mano de Norma Editorial, entrevistamos a su autor, el ilustrador Jorge Arranz. Jorge ha visitado Japón hasta en cuatro ocasiones hasta el momento, dos de ellas en los años 70 y la última hace apenas un año. Encontrando un país cambiado en algunos aspectos, pero sorprendentemente igual en otros. En el libro, Jorge narra en primera persona la historia de amor que le llevó hasta Japón y todo lo que pasó después, que le ha permitido conocer Japón a lo largo de 40 años. Sigue leyendo para conocer el proceso de creación de esta obra, sus lugares favoritos y muchas curiosidades.

Jorge, se acaba de publicar tu último libro “Otro Japón” donde muestras una serie de viajes por este país ¡repartidos en más de 40 años! ¿Cómo ha sido el proceso de creación de esta obra?

Otro Japón es mi experiencia personal vivida en 2 tiempos, a mediados de los 70 y en la actualidad. Hay un salto de 40 años en medio. Japón hoy no el mismo, pero yo tampoco lo soy. Sin embargo, hay unas esencias que sí permanecen, de eso trata el libro.

Una vez el lector abre el libro, en seguida se da cuenta de la variedad de técnicas pictóricas que has utilizado, ¿nos hablas un poco de cuales son? ¿qué “kit” sueles llevar en tu mochila para dibujar a plein air?

Todo el libro es una exploración de cómo expresarme mejor a través del dibujo, paso del lápiz al pincel, del rotulador a la pluma, de la acuarela a la cera según lo que cuente o describa.

Sobre lo que llevo en la mochila: un cuaderno pequeño de bolsillo y otro de tamaño medio, de buen papel y bien encuadernado para que aguante los avatares del viaje. Lápices, una pluma y no más para no ir cargado.

Para las ilustraciones del libro, ¿has utilizado algunas que creaste durante el propio viaje o las realizaste posteriormente?

Aparecen dibujos del apunte directo y rápido hecho en la calle, pero también dibujos elaborados y detallados hechos en la soledad de mi estudio, siempre buscando la vía más clara de entendimiento.

Una vez de vuelta en España, abandono el proyecto de trabajar exclusivamente sobre Tokio y decido contar mi historia personal con Japón pero desde el principio, cuando conozco a Ako en 1975, una japonesa estudiante de Bellas Artes. Mantenemos una relación que dura 4 años y pasamos juntos dos veranos en las montañas de Nagano.

Así es que, a lo largo del 2019, hago un viaje por mi memoria, dibujando mi experiencia en aquel Japón de los años 70. En noviembre de 2019 vuelvo con mi mujer, Mariaje, hasta allí y nos encontramos con Ako. Y con el final del libro.

Echándole una ojeada rápida al libro puede parecer que se trata de un diario de viajes, sin embargo, es mucho más, hay una historia muy personal detrás ¿Cómo y por qué te decidiste a contarla?

La idea inicial era hacer un libro sobre Tokio. Pasé dos semanas caminando y dibujando por las calles de esa inmensa ciudad en junio de 2018. Me encontré con situaciones inesperadas, pequeños descubrimientos que me despertaron el interés por lo que no se ve. Vuelvo tocado de ese viaje.

Una vez de vuelta en España, abandono el proyecto de trabajar exclusivamente sobre Tokio y decido contar mi historia personal con Japón pero desde el principio, cuando conozco a Ako en 1975, una japonesa estudiante de Bellas Artes. Mantenemos una relación que dura 4 años y pasamos juntos dos veranos en las montañas de Nagano.

Así es que, a lo largo del 2019, hago un viaje por mi memoria, dibujando mi experiencia en aquel Japón de los años 70. En noviembre de 2019 vuelvo con mi mujer, Mariaje, hasta allí y nos encontramos con Ako. Y con el final del libro.

¿Qué lecturas recomendarías a las personas que están preparando un viaje a Japón y quieren aproximarse o profundizar en el conocimiento la cultura japonesa?

Me vino muy bien “Un geek en Japón” de Héctor García, para actualizar mi visión del Japón de hoy, ten en cuenta que cuando estuve allí, en 1976, aquí estábamos todavía con la tele en blanco y negro y un par de canales.

Para iniciarse en ese Japón oculto y silencioso recomiendo el clásico de Tanizaki El Elogio de la Sombra”.

Los libros de Alex Kerr sobre Japón también me han servido para iniciarme en el conocimiento de esta cultura.

Me parece oportuno interesarse por algunos conceptos profundos de la cultura japonesa y que son de fácil comprensión, tales como ikigai, shoshin, gaman y wabisabi. Hay muchos más, pero son estos los que mejor me han servido para acercarme a este país.

Cómo ilustrador de ciudades, ¿qué opinas de Tokio?

Tokio en 1976 no me gustó nada (también es cierto que en esa época las ciudades no me atraían) me resultaba agobiante el calor y la humedad del verano, no era capaz de manejarme solo, no entendía nada y mucho menos me atrevía a coger el metro, todo estaba en japonés.

Tokio ahora es todo lo contrario, la veo luminosa, vital, la gente te ayuda si puede y además es una ciudad cómoda, limpia, no es ruidosa como todo el mundo se imagina y es fácil manejarse… y el metro ¡el mejor del mundo!

En Tokio has visitado una enorme cantidad de museos, ¿con cuál te quedas y por qué? ¿Cuáles recomiendas a los viajeros visitar si o sí?

El Museo Nezu y su jardín japonés. Nada más aterrizar en Tokio le dije a mi mujer que nuestra primera visita debía ser allí para empezar con calma antes de entrar en la vorágine de la ciudad.

Mori Art Museum, en la planta 53 de la Torre Mori y su mirador siempre vale la pena. El Suntory Museum, The National Center… hay muchos, muchísimos, depende de lo que uno busque.

Comparando tu viaje en 1976 y el de 2019, ¿qué es lo que notaste más cambiado?, ¿qué te sorprendió por seguir igual?

Ahora es mucho más fácil manejarse por Japón que entonces, no sólo porque el inglés está presente en todos los indicadores, también los japoneses son más abiertos, siempre dispuestos a echarte una mano si lo necesitas. Otra diferencia es la gran red de shinkansen (tren bala) que ahora te permite viajar rápido y cómodo por todo el país. Los taxis de Tokio sin embargo, me parecen similares, así como el tendido eléctrico que está presente permanentemente. Otra diferencia que me llamó la atención es la cantidad de cuervos que hay ahora, entonces o no había o no se notaba su presencia.

Lo que sí permanece es el legado cultural que se manifiesta tanto en la privacidad del interior de la vivienda, como en los rituales, la comida y, sobre todo, su actitud ante la vida, ante el trabajo y la sociedad.

En España aún se tienen muchas ideas preconcebidas y estereotipos de Japón, ¿qué “falso mito” te llamó la atención en tus viajes?

Para percibir ese “Otro Japón”, oculto y silencioso, hay que despojarse de creer que nuestra cultura es la mejor y por lo tanto ver a las otras a través de los prejuicios, clichés e ideas preconcebidas. Esto no es exclusivo de los españoles, nos pasa a todos y los japoneses tampoco se libran de esta tendencia.

Un “falso mito” muy típico es ver a los japoneses retratados como si fueran un grupo de turistas deshumanizados cuyo único interés es hacer fotos.

¿Qué itinerario recomendarías a un viajero que va por primera vez a Japón?

Sólo conozco la parte central, entre Niigata y Kioto. Me encantaría visitar Hokkaido en el norte y Okinawa en el sur para tener una visión de conjunto.

De lo que conozco, la primera recomendación es entender el anverso y el reverso de Japón pasando unos cuantos días en Tokio y en Kioto. Asomarse al Pacífico en Kamakura, conocer el medio rural y la belleza de la naturaleza de los Alpes Japoneses. También depende de la estación del año. Tanto la primavera como el otoño son los momentos en que Japón se ilumina.

Por último, recomiendo la experiencia de ascender a cualquier santuario sintoísta perdido y fuera del circuito turístico. Caminas siguiendo el sendero (sando) que te marcan los árboles, atravesando las puertas (mon) hasta llegar al santuario, allá en lo alto… y en silencio, rodeado de naturaleza frondosa y envolvente percibes o vislumbras un poco la relación estrecha entre espiritualidad y naturaleza de la cultura japonesa.

Si te has quedado con ganas de saber más sobre “Otro Japón”, el último libro de Jorge Arranz, te invitamos a seguir su recorrido en Japón en este post.